Reporte Católico Laico

/

Nuncio Apostólico en Venezuela afirmó interés de la Santa Sede en Causa de José Gregorio

Nuncio Apostólico en Venezuela afirmó interés de la Santa Sede en Causa de José Gregorio

En entrevista exclusiva concedida al diario Panorama, el Nuncio Apostólico en Venezuela, monseñor Aldo Giordano, confirmó que la Santa Sede, y particularmente el Papa Francisco, están al tanto e interesados en el proceso de beatificación de José Gregorio Hernández.

 

Monseñor Aldo Giordano, Nuncio Apostólico en Venezuela.

 

A continuación la parte de la entrevista referida al tema:

El Papa tiene conocimiento de las peticiones hechas desde Venezuela para la beatificación del doctor José Gregorio Hernández, ¿qué tan cercano está que se cumpla ese proceso?

—La Iglesia está muy interesada, el Vaticano está interesado, el Papa está interesado, yo estoy muy impresionado de cómo el doctor José Gregorio es querido en Venezuela, todos los rincones donde he ido encuentro este amor por el doctor José Gregorio. Es ya una cosa muy interesante, él es un ejemplo, es un testigo, produce mucho bien, es un personaje de unidad en el país, es lo más importante.

¿Qué sigue faltando para que se produzca este reconocimiento ante la Iglesia?

—Lo que falta es la documentación científica de un milagro, se escucha que hay muchos milagros de personas que afirman haber obtenido milagros por medio del doctor José Gregorio. La Iglesia va lentamente en estos casos porque necesita documentación científica, la Iglesia está estudiando muchos casos. Hay mucho interés, se reconoce que él es un testigo del evangelio, es un testigo de la solidaridad, un testigo por los pobres, es un testigo científico también.

¿Tendrá Venezuela un santo pronto?

—La Iglesia trabaja siempre por la eternidad, los santos son por la eternidad, siempre pronto es lejos, pero esperamos. Fui nombrado nuncio apostólico en Venezuela oficialmente el 26 de octubre de 2013, fecha del nacimiento del doctor José Gregorio Hernández, estoy convencido que el doctor Hernández me acompaña en mi servicio en Venezuela.

Panorama/Prensa JGH