Reporte Católico Laico

/

En la tercera edad: Biblia y oración

En la tercera edad: Biblia y oración

RCL les invita a leer a Noris Mercedes Díaz de Bustamante.-

“En aquellos días, como aumentaba mucho el número de los discípulos, hubo ciertas quejas de los judíos griegos contra los hebreos, de que no se atendía bien a sus viudas en el servicio de caridad de todos los días”. (Hch. 6,1-7).

En los inicios de las primeras comunidades cristianas, ante el reclamo de la discriminación que se estaba haciendo con las viudas de los judíos griegos, los apóstoles convocaron a los discípulos y les dijeron: “Escojan entre ustedes siete hombres de buena reputación, llenos del Espíritu Santo y de sabiduría, a los cuales encargaremos de la administración de los bienes. Nosotros nos dedicaremos  a la oración y al servicio de La Palabra”.

Hoy en el Tercer Milenio de la Era Cristiana, las conquistas de las Ciencias y los progresos de la Medicina han contribuido de forma decisiva a prolongar la duración media de la vida humana surgiendo una población mundial, mayor de 60 años con una expectativa de vida de más de 40 años por vivir y con notables centenarios. En nuestro país, El Dr. Jacinto Convit, murió después de los 100 años activo, y en las parroquias ya existen algunos centenarios. La Geriatría, nos dice: “La vejez, no es enfermedad”. Surge la población de La Tercera Edad, designando a la persona con el Término: Adulto Mayor.

La etapa de La Tercera Edad, nos llama a cultivar la espiritualidad Cristiana fundamentada en la Biblia y en la Oración, porque a medida que envejecemos aumenta en nosotros el silencio, la meditación, los recuerdos y vivencias de nuestra vida en familia y en comunidad y descubrimos la presencia de Dios, tan cercano a nosotros. “Para entender profundamente, el sentido y el valor de la vejez, es preciso abrir la Biblia. Sólo a la luz de la Palabra de Dios, nos da en verdad la capacidad de sondear la plena dimensión espiritual, moral y teológica de esa época de la vida. (La Dignidad del Anciano y su Misión en La Iglesia  y en el Mundo. 1998 Consejo Pontificio para los Laicos).

Ahora me gustaría dejarles para su información el siguiente Mensaje:

 

MENSAJE FINAL DEL III ENCUENTRO LATINOAMERICANO DE PASTORAL

DE ADULTO MAYOR

Reunidos en la ciudad de Guatemala, durante los días primero al cinco de mayo de 2017, los Responsables de Pastoral del Adulto Mayor de las Conferencias Episcopales de América Latina y el Caribe, con representación de las delegaciones de Argentina, Colombia, El Salvador, Uruguay, Venezuela, Puerto Rico, y Guatemala,  con el fin de promover su integración en la misión pastoral, promover la atención integral, y acompañamiento del Adulto Mayor en esta etapa privilegiada de la vida, también vemos en ellos que son “los valores de la memoria colectiva y por eso son intérpretes privilegiados del conjunto de ideales y valores comunes que rigen y guían la convivencia social…” Así como también sus carismas propios que son la gratuidad, la memoria, la experiencia, la interdependencia.

Consideramos que es necesario dar una mayor atención desde la Iglesia y promover su participación en la comunidad para que sean misioneros de Iglesia en salida, impulsar el intercambio generacional, favoreciendo espacios, y condiciones dignas para que la herencia cultural y de fe que nos acompaña sea preservada por las nuevas generaciones.

El incremento de la población de adultos mayores nos interpela a una mayor atención de los problemas que surgen a nivel social como la marginación, la indiferencia, la falta de motivación para optimizar su tiempo libre, prevención y asistencia en la salud a los que han perdido fuerza o capacidad mental, las carencias económicas, generadas ya sea por escasos e inexistentes recursos para vivir con dignidad.

Se han llevado a cabo experiencias significativas en algunos países con personas mayores que fortalecieron la reconstrucción del tejido social. Y en todos los países una fecunda actividad de los mayores en todos los servicios de la iglesia.

Con el mejor propósito pastoral, definimos las líneas de acción para el período 2017 – 2019 para fortalecer la Pastoral del Adulto Mayor en toda la región en

  • Acompañamiento Pastoral
  • Familia
  • Espiritualidad
  • Formación

Nos ponemos en las manos de Dios y de Nuestra Señora de la Asunción, Patrona de Guatemala, para seguir fortaleciendo la comunión de Iglesia latinoamericana y del Caribe para mejorar la participación de las personas mayores en la vida del pueblo de Dios, en la sociedad, así como en el presente y futuro de cada una de las generaciones que harán posible las condiciones favorables para un que comparta e interactúe con ellos en la Civilización del amor.

 

Ciudad de Guatemala, 5 de mayo del 2017

“CULTIVANDO LA VEJEZ EN FAMILIA GANAMOS TODOS”

Noris Bustamante

Noris Mercedes Díaz de Bustamante

Coordinadora Docente del Programa Adulto Mayor dDepartamento Nacional de PASTORAL Familiar e Infancia de la CEV.

Correo Electrónico: adultomayor45@gmail.com