Lineamientos de Cáritas frente a la emergencia Covid-19/Sarscov-19

“En Cáritas mantenemos una actitud de servicio, con alegría, generosidad y
Trabajo comprometido” Frente a la llegada del coronavirus (COVID -19), Caritas de Venezuela informa a su red de
Caritas Diocesanas y Parroquiales su compromiso para aportar nuestro servicio en la
prevención y contención.

En este tiempo de emergencia es imperativo apuntar a elementos propios de la prevención,
por lo que son necesarias algunas indicaciones para el servicio desde cada una de nuestras
Cáritas, no es tiempo de imprecisiones.

INDICACIONES GENERALES:
La Oficina Nacional, las Cáritas Diocesanas y las parroquiales tendrán operaciones abiertas
para efectos logísticos que sean requeridos.

Proponemos que de nuestros servicios en las parroquias se mantengan activos en la medida
que las circunstancias lo permitan, acatando todas las normas y precauciones requeridas:
• Las Ollas Comunitarias: Adaptar el modo de preparación y distribución a un modo
seguro según protocolos de protección. Prever atención domiciliaria según referencia y
conocimiento de personas vulnerables de la comunidad.

• Los Vivero (Atención de niños con déficit nutricional): Niños identificados ya
previamente atendidos, a quienes se les entregará tratamiento para prever 1 mes de
atención continuo. Sin procesos de tallado y pesado. Prever monitoreo domiciliario a
niños con desnutrición Aguda severa.

• S.A.M.A.N: No proceden jornadas, ni pesquisas mientras dure la cuarentena.
• Medicamentos: Se entregarán donde se puedan cumplir las medidas y protocolos de
protección y seguridad. Se atenderán también solicitudes a través de llamadas
telefónicas (en la medida que haya personal disponible) para gestionar entregas y
precisar información acerca de esta área).

• Paquetes de Comidas: Se entregarán según inventario de los depósitos, casa por casa,
dando preferencia a personas vulnerables y en situación de dependencia.

• Kit de higiene: Entrega según inventario existente, a familias de los niños con déficit
nutricional y a familias con adultos mayores identificados en las comunidades por las
Caritas parroquiales.

OTRAS ACCIONES:
• Línea de atención: si hay suficiente personal, y las circunstancias lo permiten, en
condiciones que pueda atender personas con necesidad de información y con necesidad
de atención.

• Censo de Información de Población con necesidad de atención: Tener información
de ancianatos, de espacios donde haya privados de libertad y de la población
dependiente (Indigentes), para canalizar posible atención y acompañamiento.

• Formación en cuarentena: Utilizar nuestra plataforma de formación virtual iniciaremos
la Formación Cáritas 2020 con el curso de Agua, Saneamiento e Higiene la tercera
semana de Marzo. Ya hay 300 personas inscritas. Iremos dando más información de
otros cursos para aprovechar los tiempos de ocio en casa.

• Campaña en tiempo de Coronavirus: Seguir promoviendo a través de las redes
sociales la campaña de concientización sobre el Coronavirus, sobre temas de higiene y
de salud, homologadas con la información de la OPS. Animar la Campaña “quédate en
casa” de Caritas de Venezuela.

Para realizar el servicio en tiempos de Coronavirus y cuarentena indicamos algunos
criterios que a continuación sugerimos:

Servicio Interno:
1. Mantener parte del equipo disponible de las oficinas nacional, diocesana y parroquial,
trabajando en casa, por correo electrónico y teléfono. Estas personas responderán a estas
consultas o indicaciones solicitadas por: Adultos mayores, mujeres embarazadas,
personas con mala salud y baja inmunidad y personal que usen transporte masivo
como el metro.

2. Está prohibido la presencia de hijos(as) MENORES en la oficinas de atención.

3. El personal que labore durante la contingencia y presente algún síntoma asociado al
Coronavirus debe acudir cuanto antes al centro de salud más cercano y seguir
estrictamente las recomendaciones médicas.

4. Cancelar actividades externas, viajes, reuniones, seminarios y cualquier tipo de evento
hasta nuevo aviso; estaremos evaluando la situación de la evolución de la pandemia.
5. Suspender el servicio público masivo en las oficinas durante este período.

6. Guiar a los equipos y al público con quienes trabajamos hacia la práctica de medidas
preventivas de higiene y fortalecimiento de la inmunidad.

7. Mantener Agua y jabón disponible para el personal que labora; promoviendo el lavado de
manos al llegar y al salir obligatoriamente.

8. Evitar compartir objetos personales, celulares, vasos con cualquier otra persona.
9. Extremar la higiene de las superficies de trabajo (escritorios, teléfonos, pomos de
cerraduras, entre otros); limpiar con cloro, jabón y/o alcohol; mantener ventiladas las
oficinas.

10.Usar Tapabocas para el personal en gestión que atiende a los beneficiarios.

11.Manejar el mínimo de personal; proponer un Plan de contingencia rotativo, según los
requerimientos de cada oficina, para evitar que si hubiera algún contagio sea de todo el
personal.

Servicio externo:
1. Frente a cualquier servicio, limitar el tiempo de atención; esto implica no demorar tanto
tiempo con el beneficiario.

2. De tener espacios disponibles, exigir a los usuarios que mantengan la distancia mínima de
un metro entre personas.

3. Solo se atenderá casos de estricta emergencia y a personas con necesidad de información,
extremando los protocolos sanitarios; si NO son de emergencia posponer la consulta.

4. Uso Obligatorio del Tapabocas para el que atiende directamente al beneficiario, y para el
personal de recepción y porteros.

5. Promover en la Población el uso de la comunicación Vía telefónica. Uso de la línea de
guardia y de cualquier otra línea provista por las respectivas Caritas.

6. Informar a los beneficiarios las líneas de emergencias dispuestas por El ejecutivo Nacional
y Otros Entes Estatales y Municipales como alternativas para su atención.

Como dice el Cardenal Peter K.A. Turkson “…el valor de la solidaridad también necesita ser
encarnado. Pensemos en nuestro vecino, el colega de la oficina, el amigo de la escuela, en el
voluntario de Caritas, pero sobre todo, en los médicos y enfermeras que corren el riesgo de
contaminación e infección para salvar a los infectados. Todos estos trabajadores viven y nos
muestran el significado del misterio pascual: donación y servicio”.

Los resortes que hacen que la fe se mantenga firme son: la oración, el ayuno y la misericordia.
Que nadie trate de dividirlas, pues no pueden separarse. Con cuidado y firmeza en la lucha por
la salud de todos los venezolanos. Mantengámonos informado a través de los comunicados de
la Iglesia-Caritas, las indicaciones suministradas por la OPS y los comunicados emitidos por las
autoridades sanitarias, políticas y eclesiásticas pertinentes.

Que el Señor y la Virgen nos bendiga a todos.

+ Cardenal Baltazar Porras Cardozo 

Arzobispo de Mérida Caritas de Venezuela
Administrador Apostólico de la Arquidiócesis de Caracas

 

Soc Janeth Marquez
Presidente de Cáritas Directora Nacional