Oswaldo Páez-Pumar: Nosotros y el Islam

Oswaldo Páez-Pumar :

Este título lo tomo prestado de un libro cuyo autor es Franco Cardini («Europa y el Islam»), y que está subtitulado “historia de un malentendido”. El libro es un compendio sobre la relación de Europa con el Islam, unas veces de conflicto y otras de cooperación. Los conflictos se originaron unas veces por razones económicas y otras por razones religiosas, que bien podríamos llamar políticas.

Como ya advertimos antes, la separación de la Iglesia y el Estado es parte de la modernidad y en buena medida resultado de la evolución de la civilización occidental, que se radica en Europa y luego es exportada a América. Aunque asentada en Europa, esa civilización o cultura se nutre también de lo que llamamos en Asia “medio oriente” u “oriente próximo”, que se extiende hasta Persia, ya no tan próxima, y desde luego a lo largo de la costa mediterránea del África.

La unión de iglesia (más bien religión) y gobierno está presente en la humanidad desde que se hizo sedentaria y abandonó la prehistoria. Egipcios, persas, asirios, caldeos, fenicios, judíos, griegos, romanos, germanos, vikingos, indios, chinos, japoneses, mayas, aztecas, incas vieron en sus faraones, emperadores, reyes, príncipes, kanes, encarnaciones de sus dioses. Quizá los judíos fueron los primeros en tomar conciencia de la diferencia entre Yahvé y sus gobernantes.

“La historia del malentendido” que generó del Islam hacia Europa varias “intifadas” y de Europa hacia el medio oriente varias “cruzadas”, no trae por supuesto enfrentamientos con los judíos, porque para la que pudiéramos llamar la última intifada que iniciaron los turcos con la toma de Constantinopla en 1453, los judíos sufrían aún la diáspora originada por Tito y la destrucción de Jerusalem en el siglo primero de nuestra era. El conflicto hoy con el estado de Israel es otra historia que exigiría varios artículos.

Quien me esté leyendo y haya leído el artículo anterior (hacer clic aquí: Macron y el Islam ), notará esta desviación, o más bien zig-zag que comienza hablando del Islam y el pronóstico sobre su venidera supremacía, pasar luego a desnudar al comunismo como una nueva religión para regresar otra vez al islamismo y su nuevo encuentro con occidente, que podemos comenzar a contar a partir del término de la segunda guerra mundial, la creación de la ONU, el nacimiento del estado de Israel, la confrontación este-oeste entre la Unión Soviética y los Estados Unidos y su evaporación, para dar entrada frente a éstos últimos a los dos nuevos protagonistas, China y el Islam.

America 2.1