El Mundo

El 2021 en el Retrovisor: Diez acontecimientos que han marcado a la Iglesia de Cuba

"En el nuevo año con toda seguridad encontraremos 'mínimas' alegrías para agradecer"

«Acompañamiento tangible al pueblo, desde la sostenida ayuda humanitaria a través de instituciones como Cáritas Cuba -nuestro brazo social-, hasta el papel jugado por miembros de la comunidad católica durante las protestas sociales del 11 de julio y el 15 de noviembre»

 

«‘Conectados con el Reino’ fue el lema de la Pascua Joven Online 2021 coordinada por la Pastoral Juvenil de la Arquidiócesis de La Habana, sin dudas una fiesta virtual significativa»

 

«Mensaje de los Obispos Católicos de Cuba en relación a la tensa situación vivida en la Isla, publicado el 11 de noviembre»

 

Cual corredor que pasa el batón al siguiente, la Iglesia en Cuba pone en manos de Dios todo lo vivido durante el 2021 y sus sueños para el 2022. He tenido la oportunidad de compartir desde esta publicación un recorrido por los diez acontecimientos eclesiales de carácter nacional de mayor trascendencia al finalizar estos largos doce meses. Siempre que hacemos una lista, sabemos que habrá procesos que quedarán fuera; de ahí la importancia de no ver el presente artículo como un producto acabado, pues cada persona podrá completarlo desde sus propias vivencias personales, y juntas nuestras voces dirán: “Gracias Señor por habernos permitidos como Pueblo de Dios navegar hasta aquí.”

1- Inicio del proceso Sinodal en Cuba: “Desde abajo hacia arriba”, como planteó el Papa Francisco a las comunidades locales, desde octubre se dio inicio en las diócesis del país al camino que desembocará en el Sínodo de los Obispos sobre el tema de la Sinodalidad. La propuesta es sentirnos todos coprotagonistas de la misión evangelizadora de la Iglesia en nuestro archipiélago.

Catedral de La Habana

 

2 – Participación Social de la Iglesia: Aquí destaco el acompañamiento tangible al pueblo, desde la sostenida ayuda humanitaria a través de instituciones como Cáritas Cuba -nuestro brazo social-, hasta el papel jugado por miembros de la comunidad católica durante las protestas sociales del 11 de julio y el 15 de noviembre. La Conferencia Cubana de Religiosas y Religiosos (CONCUR) creó un servicio permanente de acompañamiento a detenidos y familiares a raíz del 11J. Mientras redacto estas líneas, aún permanecen algunos laicos detenidos tras salir a las calles en los sucesos antes señalados; sus nombres no deben ser olvidados.

3 – Partida a la casa del Padre de personas entrañables en la historia eclesial cubana, como Mons. Siro González Bacallao (†19.07), obispo emérito de Pinar del Río, Mons. Alfredo Petit Vergel (†07.08), obispo auxiliar emérito de la Arquidiócesis de La Habana y el Dr. Gustavo Andújar (†26.07), laico comprometido que fungió como presidente de SIGNIS a nivel mundial. En un año tan difícil marcado por la COVID-19 sabemos que otras tantas personas inolvidables se reunieron con Dios, y a todas las recordamos con nuestra oración.

4 – Con alegría fue acogido el nombramiento de Mons. Marcos Pirán Gómez como obispo auxiliar de la Diócesis de Holguín, en una celebración ocurrida el 15 de mayo.

Cuba

5 – “Conectados con el Reino” fue el lema de la Pascua Joven Online 2021 coordinada por la Pastoral Juvenil de la Arquidiócesis de La Habana, sin dudas una fiesta virtual significativa para los jóvenes católicos del país que se hicieron presentes en sus diferentes espacios.

6 – Visita del Cardenal Seán Patrick O’Malley, de los Estados Unidos, a nuestro país en el mes de septiembre. Entre los elementos a destacar de su paso por la Isla está su reunión con altos representantes de la política en Cuba, como el presidente Miguel Díaz-Canel, a quien solicitó clemencia por los detenidos el 11J, y la realización de un encuentro con los obispos cubanos.

7- Mensaje de los Obispos Católicos de Cuba en relación a la tensa situación vivida en la Isla, publicado el 11 de noviembre. Según varios medios alternativos y expertos en estudios acerca de la Iglesia católica en Cuba, ningún otro mensaje de la COCC ha sido tan replicado de forma espontánea en las redes sociales de los cubanos, haciéndose tendencia a las pocas horas de su salida. Las ideas expresadas en la misiva dieron voz a una Iglesia encarnada en el pueblo.

8 – Cierre y apertura de los templos. En un año marcado por la pandemia de la COVID -19, fue notable el cierre de nuestros templos por motivos sanitarios durante más de la mitad del 2021, aunque aquí destacamos las iniciativas virtuales para mantener la llama de la búsqueda de Dios en las comunidades. En los últimos meses del año se ha propiciado la reapertura de los templos. Ahora tenemos el reto de volver progresivamente a la reconstrucción plena de la vida comunitaria. La Navidad es más que un buen motivo para volvernos a encontrar, pero también lo es.

Mensaje de los obispos de Cuba

9 – Mensaje del Papa Francisco al pueblo cubano. Tras recuperarse de una operación programada, el domingo 18 de julio, en su tradicional oración del Ángelus en el Vaticano, el pontífice argentino expresó su apoyo al pueblo cubano. Además pidió construir una cultura de diálogo, paz y solidaridad.

10 – Ausencia y regreso anunciado, en su forma impresa, de Vida Cristiana, la hoja dominical que ha sido una presencia constante en la vida de la Iglesia en Cuba. Por primera vez en sus 59 años de historia, Vida Cristiana, único boletín católico impreso de carácter nacional que llega a todas las diócesis del país, dejó de circular en su formato impreso por más de 40 semanas, entre otras cosas por la imposibilidad de adquirir papel en la nación. No obstante, su equipo editorial siguió laborando desde las plataformas digitales y, como regalo al público fiel, desde finales de diciembre se anunció que en el contexto del 60 aniversario de la publicación, para mediados de enero de 2022 volverá a circular «la hojita» de forma impresa en nuestra Iglesia.

Vida Cristiana en Cuba

Con esta feliz noticia del regreso, terminamos este repaso veloz por algunos de los sucesos que han marcado a nuestra Iglesia durante el 2021. Por supuesto que han quedado fuera algunos momentos y otros pueden ser abordados con mayor profundidad. Pero hoy, al leer estos procesos a la luz del año que culmina, podemos estar felices, pues en cada uno de ellos se evidencia la presencia tangible de Dios acompañando a nuestro pueblo a través de personas concretas. Por eso, como sabemos que el Señor nos quiere bien, le encomendamos con fe los sueños acumulados en nuestra Iglesia para el ya lo añorado 2022. En el nuevo año con toda seguridad encontraremos “mínimas” alegrías para agradecer.-

 Julio Pernús corresponsal en La Habana/RD

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba